Monthly Archives: October 2013

Ese CD, que no falte

cd

Como cada año, estos fieles servidores de Uds. vuelven a pegarse la matada de grabar y tostar un CD que se dará, gratuitamente, a los primeros 50 en llegar, el viernes, a Le Clean Cut.

Como siempre, buscamos ofrecer un amplio abanico de Mod Sounds que ilustren al/la respetable acerca de nuestra política musical. Así las cosas, no falta la destreza cool del jazzista Spooner Oldham, ni el Groove rhythmandbluesero de una adolescente Patrice Holloway que -con sólo 12 añitos- enloqueciera al mismísimo Mad Mike Metrovich, ni el Padrino, Georgie Fame haciendo suya la Motown, ni el club soul de peñita como Jimmy Gilford. Tampoco hemos dejado fuera a gentes del Boogaloo, como el inmenso Roberto Valentín Fred, Bobby para los amigos; o los ritmos jamaicanos que cierran sincopadamente la selección, con gente como Byron Lee.

El diseño vuelve a ser cosa, cómo no, de la inmensa Mar Borrajo y nosotros ya lo hemos bailado en el salón de nuestra casa, con elegancia ella, y en calzoncillos él.


Sold Out, del todo!!!

soldoutLCC

Hemos alcanzado el Sold Out total para el weekend. No quedan entradas para viernes ni para sábado: rien ne va plus. Un éxito.

No crean, es algo que ni nosotros mismos esperábamos, pero la increíble acogida que el evento ha tenido allende nuestras fronteras, ha motivado un aluvión de gente desde Gran Bretaña, Italia y Francia, además de distintas partes del País (Valencia, Aragón, Andalucía, Euskadi, Castilla y León, y, por supuesto, Madrid) y –claro- de Catalunya.

Las entradas han estado disponibles desde septiembre y hemos ido actualizando con regularidad cuántas iban quedando, así que, por favor, si hores d’ara Uds. no tienen su entrada les rogamos que no insistan. El aforo de la Sala Underground es el que es y sería criminal   saturar el local con más y más gente.

Quienes hayan estado en alguna edición pretérita, ya sea como club o como weekender, sabrán que uno de los aspectos clave que hacen del LCC lo que es, es la atmósfera. El hecho de sentirse en casa y disfrutar de la confortabilidad de un dancefloor utilizable en un ambiente que cumple con ciertas coordenadas de coolness.

Para nosotros carece de sentido renunciar a ése, nuestro “ingrediente mágico”, entre otras cosas porque estaríamos engañando a una concurrencia que nos conoce, que es exigente (¡faltaría más!) y que tiene muy claro qué esperar de nuestro evento; y por ello nos premia con su confianza, su tiempo y el gasto monetario que supone venir hasta aquí.

Habrá LCC Weekend en 2014 y tendrán Uds. ocasión de comprar su abono sin quedarse ‘out’.

Entretanto, muchas gracias a todos por vuestro apoyo y vuestro good-good feeling!

S&A